El acuario

Ya vamos por la séptima pieza del Carnaval de los animales, esta semana escucharemos “Acuario”

En su séptimo número, Saint-Säens nos invita a perdernos en las profundidades submarinas…

La variedad de los instrumentos —y la forma en que los combinó— nos permite imaginar el mundo subacuático. La pieza inicia con una sección larga, a la que sigue una más corta; las dos tienen sonoridades sutiles como el agua.

La armónica de cristal (que no tiene nada que ver con la muy conocida armónica de aliento) es un instrumento que se inventó a mediados del siglo XVIII. Está basado en una serie de recipientes de cristal y se utilizó mucho entre finales del siglo XVIII y principios del XIX. Aunque compositores como Mozart y Beethoven escribieron música para armónica de cristal, hoy día se sustituye por el Glockenspiel, que es el instrumento que escucharemos en esta grabación de “Acuario”.

Es una pieza escrita para flauta, armónica de cristal, 2 pianos, 2 violines, viola y violonchelo.

Es esta una composición pausada y llena de misterio. Las sonoridades acuáticas están logradas mediante la utilización de la armónica, la flauta, las cuerdas… sobre un acompañamiento de los pianos verdaderamente húmedo y mágico. Es posible que Saint-Saëns no estuviera muy de acuerdo con el tipo de música que escribían los impresionistas, pero parece anticiparse a ellos.

pecesEn clave de niños

Por otra parte, hemos empezado a trabajar con otro cuadro, aunque también lo pinto Joan Miró. Se titula “Caracol, mujer, flor, estrella” y se encuentra en el museo Reina Sofía.

DE00117

También vamos a aprender una nueva poesía, “El caracol Martín”

 

El caracol Martín

Una vez en mi jardín
pasó algo extraordinario:
se vio al caracol Martín
sentado leyendo el diario.

Le pregunté preocupada:
—Oiga señor, ¿qué le pasa?
Él me dijo tristemente:
—Aquí ando, buscando casa.

—¿Qué ha pasado con la suya?
—fue mi pregunta inmediata.
—La he perdido —dijo el pobre—.
¡Un auto casi me mata!

—No se aflija, Don Martín
—le contestó mi hermanita
y en un momento le puso
sobre el lomo, una cajita.

Entonces el caracol
se fue a dormir muy contento
porque en lugar de una casa…
¡Tenía departamento!

 

Alicia Esain

 

 

2 pensamientos en “El acuario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s